El pasado 25 de mayo, entró en vigor el nuevo Reglamento General de Protección de Datos (RGPD). Como sabrás, se trata de una normativa europea que se debía cumplir obligatoriamente en los 28 países de la Unión Europea. El reglamento, tiene el objetivo de dar una respuesta legal al tratamiento que las corporaciones realizan de los datos personales. La razón, reside en que los datos son muy valiosos en los negocios y a título personal.

Esta ley, contempla diversas obligaciones y sanciones por el incumplimiento que podrían alcanzar la cifra de 20 millones de euros o hasta el 4% de la facturación anual de grandes empresas en caso de que incumplan la norma.

La nueva figura profesional

Entre los requisitos que anteriormente nombrábamos, destaca uno por encima del resto: la presencia de la figura del Delegado de Protección de Datos. Se trata de un nuevo puesto de trabajo que se ha convertido en uno de los más solicitados. Para este año, se estima que se requerirán 75.000 figuras de este tipo en Europa. Así, la función que tendrá, será la de corroborar que se está cumpliendo la nueva normativa europea de protección de datos.

¿Cuáles son sus funciones?

Deberá tener conocimientos tanto en Derecho como en protección de datos. Sus tareas, serán diversas. Una de ellas es la de informar a los responsables sobre el tratamiento de datos de la empresa y a los empleados acerca de las obligaciones. Asimismo, supervisará que las normas españolas y europeas acerca de la protección de datos se cumplan. Además, asesorará acerca de los riesgos de un servicio determinado, más conocido como Protección de Datos Personales.

Otra de sus tareas, es la de cooperar con autoridades y actuar como punto de contacto con ellas en caso de que se detecten irregularidades en el tratamiento de datos.

La ley establece que es obligatorio que se cuente con esta figura en Administraciones Públicas excepto tribunales y en empresas y entidades privadas donde se trate con datos personales. Asimismo, también es conveniente que tengan un DPD sectorial aquellas empresas (pymes) cuya actividad trate sobre el tratamiento masivo de datos personales.